lunes, 9 de marzo de 2009

La cultura Huari

A continuación, un breve texto referente a una de las culturas andinas que dominaron la región peruana antes de la aparición del Imperio Inca, la cultura Huari, que en conjunto con la de Tiahuanaco, instalada en la región boliviana, aportaron una notable influencia en las civilizaciones posteriores:

Huari o Wari, antigua ciudad sudamericana, situada en las tierras altas del sur de Perú, y capital de la denominada civilización Huari entre el 650 y el 800. Es conocida por sus construcciones, su vistosa cerámica y sus típicos y elaborados tejidos. Las civilizaciones Huari y Tiahuanaco dominaron los Andes durante el periodo comprendido entre los siglos VI y XI.
Huari se halla en las proximidades de lo que actualmente es la ciudad de Ayacucho, a unos 2.800 m sobre el nivel del mar. Tiene una extensión aproximada de 2 km2 y está formada por recintos rectangulares, dispuestos en bloques, que componen una rejilla irregular junto con las calles y caminos. Los recintos están cerrados por muros de entre 6 y 12 m de altura y contienen habitáculos que se elevan varios niveles sobre los patios abiertos. Tanto los muros como las construcciones están hechos de piedra. En las edificaciones más sofisticadas se empleaba piedra tallada y decorada.
Tiahuanaco, asentada en las tierras altas de Bolivia, comenzó a extenderse hacia la zona meridional de los Andes, mientras que Huari se expandió rápidamente para dominar la región central, desde Cuzco a Cajamarca. La construcción de estas ciudades rigurosamente planificadas (como Azángaro, Jincamocco y Pikillacta), que servían como centros administrativos provinciales en la mayoría de los territorios, permitió a la civilización Huari ejercer un control directo sobre una amplia área. Sus pobladores también construyeron numerosos canales de riego y plantaron sus cultivos en grandes bancales para obtener mejores rendimientos agrícolas.
La influencia de esta cultura puede apreciarse en la cerámica,
tejidos y otros objetos artesanales. La cerámica se caracteriza por su vistosidad y elaboración; las piezas están decoradas con dibujos de figuras humanas, pájaros, felinos y otras criaturas, e imágenes de personajes mitológicos. Dentro de la producción textil destacan las túnicas y camisas, así como tapices, sombreros, cinturones y otras prendas, muchas de las cuales están adornadas con símbolos y figuras con connotaciones rituales, similares en algunos casos a los motivos empleados en la cerámica. A pesar de su breve existencia, esta civilización tuvo una gran repercusión en las culturas andinas contemporáneas y posteriores.


Ubicación geográfica de las culturas andinas de Tiahuanaco y Huari (500- 950 d.C. aproximadamente).


Fuente: Enciclopedia Encarta 99.

Ratings and Recommendations